COMPUTERS ARE NOT NEW!

by Manuel Gutierrez de Rueda G

La historia de las máquinas autómatas podemos trazarlas desde Leonardo Da Vinci y sus Soldados Robots, pero para nuestro caso, las máquinas de fabricación tienen sus orígenes hace más de doscientos años y se atribuyen sus comienzos a Charles Babbage y la Máquina Diferencial de 1792.[1] A partir de aquí la evolución ha sido constante, mejorando sus prestaciones y potencial. Con motivo de nuestro estudio, daremos un salto cronológico hasta la aparición de la tecnología CAD, pero antes haremos algunas reseñas que nos parecen de interés. Lo más significativo de esta evolución reside en los diferentes formatos de introducción de datos que dichas máquinas necesitaban, los cuales identificamos en cuatro fases: la manipulación manual, la introducción de tarjetas perforadas, el código de programación como imput y finalmente, el diseño asistido por ordenador (CAD).

[1] La máquina diferencial se considera la primera calculadora mecánica. A partir de la programación básica de sus cilindros rotores, podía realizar operaciones numéricas sencillas, girando manualmente una manivela. Se considera la primera aproximación a una máquina computacional.